pulgar de facebook

Mi intimidad y Facebook

Facebook se ha convertido en la red social con más número de usuarios, alrededor de 900 millones de personas utilizan esta herramienta.

Esta cantidad asusta pero también es verdad que muchas personas están optando por cerrar sus cuentas porque se sienten demasiado expuestas.

Hay que concienciarse de que la vida digital se ha convertido en una parcela más de nuestras vidas, con la peculiaridad de que esta parcelita es una ventana abierta al exterior.

Últimamente no paro de leer noticias donde cuentan que muchas personas abandonan Facebook porque no saben manejar la privacidad, en mi opinión no hay que llegar a estos extremos y privarse de lo positivo de esta herramienta, sino utilizarla a nuestro favor.

Tienes que saber que Facebook SI tiene medidas de seguridad pero están un poco escondidas y no son accesibles, así que no queda más remedio que dedicarle un tiempito y mirar a fondo como podemos asegurarnos las mejores medidas de seguridad.

Utilizar si, pero con consciencia

Hay que concienciarse del alcance que puede llegar a tener esta red; seguro que has escuchado muchas historias en las que alguien sube una foto sin más y que después el contenido de esta foto le ha podido jugar una mala pasada con el jefe, los amigos o la pareja. Evitar este tipo de situaciones está en tus manos.

Tienes que saber que Facebook te da la opción de privatizar el perfil para que solo te vean tus amigos, y tú me dirás: ¡eso ya lo sé!; pues bien, te sorprendería saber la cantidad de gente que tiene un perfil totalmente público y de esta forma cualquiera puede ver sus datos y sus publicaciones.!Viva la información gratuita!

No sé si esto ocurre por descuido, falta de conocimiento o dejadez, pero igual que no saldrías en ropa interior a la calle, tampoco puedes dejarte con el culo al aire exponiendo “tus cosas” a cualquiera.

Medidas de privacidad

La parte positiva es que Facebook es más generoso de lo que pensamos y nos permite muchas funciones de privacidad que seguro no conoces o no pones en práctica:

  • puedes ocultar  tu lista de amigos para que solo la veas tú, puedes también ocultar las páginas y los grupos a los que sigues para que no sean visibles (muy recomendable cuando te has unido a un grupo que tiene por nombre “Sexo, drogas y otras adicciones”)
  • También puedes ocultar una foto en la que se te ha etiquetado y lo mismo con cualquier publicación que aparezca en tu biografía y mucho ojo con lo que publicas en tu biografía (antiguo muro), escoge bien lo que publicas, cuida el vocabulario y las formas y procura no publicar contenido comprometido o que se pueda malinterpretar !ah! y mucho ojo con subir imágenes de bebes o menores (por favor respetemos su privacidad), se que son preciosos pero ellos no nos han dado su consentimiento.
  • Cuando tengas que publicar fotos, la opción listas (que previamente has de confeccionar) te permite escoger quien puede ver esas fotos o puedes optar por que una persona en concreto no la vea.

Sí, sé que muchos ya lo sabéis, pero también sé, que muchos no se toman el tiempo de utilizar estas opciones.

Menos datos privados, más seguridad

En cualquier caso y sobre todo si eres principiante hay un algoritmo que no falla: cuanto más datos proporciones y más abierta dejes la visibilidad, mas fácil podrán encontrarte, cuanto menos visibilidad, el circulo de visión se estrecha a tus amistades, aun así presta atención a la privacidad, nuestros amigos no tienen porque saber nuestra vida entera.

Si por motivos profesionales tu objetivo es darte la mayor visibilidad posible puedes optar por una fanpage en vez de un perfil, estas páginas están más ajustadas a estas necesidades. Y no cometas el error muy común de tener en una sola cuenta tus contactos personales y profesionales; seguro que a un posible cliente no le interesa saber que te tomaste un mojito el sábado por la noche.

Como no es de mi menester adentrarme a fondo en detalles técnicos, pinchando aquí puedes configurar tu privacidad.

Cuando pecamos de indiscretos comprometemos nuestra intimidad o la de otras personas.

Poner de nuestra parte y evitar la sobreexposición a la que estamos expuestos redunda en beneficio de todos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te informo de que los datos de carácter personal que me proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Virginia de la Iglesia Aragón como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicito es para gestionar la solicitud que realizas en este formulario. Legitimación: Consentimiento del interesado.Como usuario e interesado te informo que los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de Raiola Networks (proveedor de hosting de Virginia de la Iglesia) dentro de la UE. Ver política de privacidad de Raiola Networks . El hecho de que no introduzcas los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia que no atender pueda tu solicitud. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en psicologia.virginia@gmail.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en mi página web https://psicoelevate.com, así como consultar mi política de privacidad.

Ir arriba